:)

The Right Ons dieron señales de vida versionando Dancing on my own junto con Delco. Ayer se volvieron a subir al escenario tras cuatro meses de merecido , ¿descanso?. Cuando sonó la primera nota volvimos a recordar el por qué nos gustan tanto. Esa caña del directo, ese desenfreno sonoro, esa música que solo invita a brincar. A pesar de ser un concierto corto, demasiado corto, sirvió para quitarnos la espina a todos aquellos que ansiosos queremos que saquen ese tercer álbum y se suban a los escenarios para seguir su conquista y construir su imperio. Aunque todos se salieron del escenario, Rafa estuvo especialmente espectacular con su baile. Seguro que si entre el público hubieran estado alguno de estos que diseñan videojuegos, hoy se estaría anunciando el próximo hallazgo, Atrévete a seguir a RAFA. Sería la mezcla entre guitar Hero y el dance central a lo bestia, porque… indescriptible.
Además nos invitaron al estudio Lower Side de propiedad suya, donde grabaron ese peazo tema comentado al principio. Fue todo un placer volver a verles, y compartir unas estúpidas palabras. Estas estúpidas palabras también las compartí con Juan Sebastian (batería de The Rebels), historia que contaré más adelante si la vergüenza la puedo superar.  Volviendo al tema. Entre el público también estaba Me Gustan Cacahuetes a la que invito que nos recomiende temitas de Funky- soul, porque otra talentosa pero en el mundo de los pinchadiscos, que vino desde Valladolid. A Utah lo perdimos pronto, entendible que hoy marchaba para Bilbao, a tocar con Boat Beam. Álvaro siempre deambulando por la sala con su impecable sonrisa. Pero no se nos escapó, con él estuvimos también charlando, y soltó una frase: “si estamos de parón para así cuando toquemos volveros a enganchar”.  A Rams le secuestramos durante un rato, luego lo compartimos con el resto de sus fans. Rafa nos mostró sus bailes debajo de la pista, yo es que sigo flipándolo. A Martín le dimos la brasa como siempre, pero el tío nos aguanta… pero al final no ha venido a la oficina por mí, mira que le dije que yo le hacía la mudanza, espero que nos invite a la fiesta de inauguración.

Juan Sebastian (batería de The Rebels)fue un poco el segundo protagonista de la noche. Estábamos en la barra y digo ¿Juan?. Tuvo que pensar :”ahg, una loca me habla… ¿cómo puedo hacer bomba de humo?”, pero saludó muy amable, y un poco tierno y nos dedicó cinco minutos de su tiempo. Cuando el concierto se acabó le solté a Martín : “Está por la sala el batería del que me estoy planteando hacer grupi”, preguntó el nombre del grupo, THE REBELS y soltó algo así como “The Rebels, The Rebels nos vas a cambiar… y como buen seguidor del cuore intentó saber quién era. Luego mientras Juan trabajaba le parábamos para soltarle estupideces, tiene una paciencia… Si es que como no voy a ser fan de gente así, lo que odio es que tengan tanto talento, porque se ponen ahí sobre el escenario a tocar y lo hacen bien, muy bien, luego escuchas el disco y está de p… m…., encima no son artistas excéntricos que odias que te guste lo que hacen porque ellos te caen fatal. Así que el 28 de enero a la sala ritmo y compás habrá que ir porque tocan y aunque solo les he visto dos veces, pero una en acústico así que esa no cuenta, tengo mono de volverles a ver, aunque tengo también ganas de que llegue marzo para verles tocar en la sala el Sol, porque ahí la primera fila no me la quita nadie. Pero sin quitar el sitio a  THE REBELS FANS PROJECT, que me cayeron de maravilla, aunque no las conocí. Si hay que llevar pelucas que avisen, que tengo 5 y ¡me encanta disfrazarme!. Comentar que a la salida, en la calle montera, nos los volvimos a encontrar y hablamos otro rato, y ahí conocimos a Raúl (quiero recordar), pero le llamaremos El chico de los vinilos, creo que sobra decir el por qué, pero por si acaso, diré que llevaba muchos vinilos, que apenas podía sujetar entre sus brazos. La verdad es que estando en buena compañía el frío se hizo mucho más llevadero 😉 (ni que hubiéramos estado mil minutos, pero, es que yo soy de hablar cuando se me va la vergüenza… )

Gracias a The Right Ons por volver a encadilarnos y a Juan y el chico de los vinilos por su paciencia. A Me gustan Cacahuetes se las daré cuando nos comparta sus conocimientos funkeros musicales, pero fue un placer volver a verla.

Evidentemente, a la niña imantada, que siempre está ahí, y me explicó lo de Ofiuco, que con lo mal que lo dijeron en la prensa me estaba quedando perdida.

Ahora, ¡A trabajar!

Anuncios

5 pensamientos en “:)

  1. La verdad es que santa paciencia porque eres una petarda. Qué no, que a mí me encanta hablar contigo. Ahora voy a leer el post, que por comentar el primero ni leo.

  2. Odio Madrid, pero leo estas cosas y me dan ganas de ir. Aquí lo más divertido que pasó ayer fue que me derramé el café y a mí no me hizo ni puta gracia.

  3. Chikas!! un concierto de The Right Ons sin vosotras… no es un concierto de The Right Ons…os miraba de reojo de vez en cuando y ahí estabais, con una sonrisaza enorme, bailando!! yo estaba…con mis amigos los “altos”…ajaja que impresión eh??.. solo puedo decir que Ana (la chica que os presente) y yo amanecimos con un esguince de tercer grado en los tobillos de tanto Funky…que risa!!
    Lo de la lista Funkática… dame tiempo, a ver si esta semana te puedo pasar algo!!y tb la foto que nos hicimos, bueno que nos hizo Ramiro… mira que somos chulas!!
    Un abrazo!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s